Columna derecha
Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. Convivencia Escolar
  3. Líneas de actuación

Convivencia Escolar

Líneas de actuación

Las líneas de actuación y medidas para la mejora de la Convivencia Escolar son:

Cartel del Campus de Soria

Línea 1. Observación y seguimiento de la convivencia en los centros educativos

Subir

La primera línea de actuación de este Plan se centra especialmente en procurar hacer efectivas cada una de estas funciones del Observatorio Estatal de la Convivencia Escolar creado través del Real Decreto 275/2007 de 23 de febrero, al entender que la observación y el seguimiento de la convivencia en los centros educativos constituye un factor clave a la hora tanto de conocer la realidad como de constatar la detección y efectividad de las actuaciones llevadas a la práctica para el cuidado y mejora de la convivencia escolar. Dentro de las funciones del Observatorio Estatal de la Convivencia Escolar se encuentran:

  • Actuar como órgano de asesoramiento, análisis y difusión de información periódica relativa a la situación de la convivencia en los centros escolares.
  • Recoger y analizar información sobre medidas y actuaciones puestas en marcha desde las diferentes instancias, públicas y privadas, para prevenir, detectar y evitar las situaciones contrarias a la convivencia escolar.
  • Difundir las buenas prácticas educativas favorecedoras de la convivencia escolar.
  • Promover la colaboración entre todas las instituciones implicadas en materia de convivencia escolar.
  • Actuar como foro de encuentro interdisciplinar entre organismos públicos y organismos privados acerca del aprendizaje de la convivencia escolar y de la convivencia social.
  • Formular propuestas de actuación tendentes a mejorar la convivencia en los centros educativos y, en general, a la consecución de los fines previstos en el artículo 2 de la Ley Orgánica 2/ 2006, de 3 de mayo, de Educación, relativos a la educación en el ejercicio de la tolerancia y de la libertad dentro de los principios democráticos de convivencia, así como en la prevención de conflictos y la resolución pacífica de los mismos.
  • Elaborar informes periódicos para el Consejo Escolar del Estado y otras instituciones sobre la evolución de la convivencia en los centros educativos y las medidas adoptadas para su mejora.
  • Realizar cuantas otras actuaciones le sean encomendadas para el mejor cumplimiento de sus fines

Línea 2.- Desarrollo de políticas educativas

Subir

Una de las prioridades de la Comisión Europea es basar las políticas educativas en evidencias científicas, en estudios que hayan cumplido con criterios científicos rigurosos. Así lo recoge por ejemplo el proyecto de políticas y prácticas en educación basadas en la evidencia en Europa (EIPPEE), que promueve el empleo de la evidencia en las políticas y prácticas más influyentes del sector educativo en toda Europa. Entre las razones que justifican que las políticas educativas deben sustentarse en medidas contrastadas, destacan fundamentalmente tres:

  • Asegurar el mejor resultado educativo posible para nuestro alumnado, situando la mirada en lo que sí sabemos que funciona.
  • Ubicar los fondos económicos en aquellos programas que nos aseguran una mayor efectividad.
  • Garantizar que las medidas políticas se sustenten en un proceso de reflexión e investigación en diálogo con la diversidad de agentes implicados

El presente Plan Estratégico de Convivencia Escolar pretende también el desarrollo de políticas educativas que, basadas en orientaciones y criterios científicos internacionales, proporcionen estabilidad y democracia a los avances educativos en la convivencia y contribuyan a la erradicación de la violencia de los centros educativos.

Línea 3.- Incorporación de Actuaciones Educativas de Éxito

Subir

La mejora de la convivencia escolar se consigue, entre otras actuaciones, incorporando a la actividad de los centros las Actuaciones Educativas de Éxito (AEE) y las prácticas basadas en evidencias científicas, demostrando su efectividad en este ámbito. Los grupos interactivos (definidos como agrupación heterogénea en el aula con reorganización de recursos humanos), la participación educativa de la familia y la comunidad, la formación de familiares o las tertulias literarias dialógicas, la ampliación del tiempo de aprendizaje, por ejemplo a través de los clubes de deberes o las bibliotecas tutorizadas, son AEE que conducen a la eficiencia y equidad, y que se fundamentan en datos contrastados y un sólido fundamento teórico.

Las AEE se caracterizan por una fuerte implicación de la comunidad y también por haberse demostrado su transferibilidad y universalidad. Además de las AEE, existen prácticas basadas en evidencias científicas que también están contribuyendo a la mejora de la convivencia escolar, entre las que destacan la tutoría entre iguales, el aprendizaje servicio o los programas de alumnos de acogida y alumnos mediadores.

Esta línea pretende, por tanto, promover en el marco de la cooperación territorial un proceso de implantación de este tipo de actuaciones y prácticas, a través de: la elaboración, recopilación y difusión de documentos divulgativos; la puesta en marcha de procesos formativos y espacios de diálogo y encuentro dirigidos a diferentes actores escolares; y la identificación y difusión de aquellos centros educativos que están destacando en su compromiso por incorporar prácticas efectivas para la mejora de la convivencia.

Línea 4.- Formación del profesorado y otros agentes comunidad educativa

Subir

Existe un consenso internacional acerca de que la calidad docente es el factor más determinante de cara a asegurar la mejora en los centros de aprendizaje y en los actuales sistemas educativos. Una calidad que pasa por la consideración de los aportes teóricos y prácticos avalados por la comunidad científica internacional para ponerlos al servicio de la acción educativa como vía fundamental para la constitución de un sistema de formación eficiente y equitativo, que otorgue al profesorado un rol protagonista en la generación del conocimiento y que permita promover docentes reconocidos como ‘verdaderos intelectuales’. Algo que contribuiría a la mejora del status del profesorado y por ende al rendimiento del mismo en su labor profesional.

En coherencia con estos aspectos y con los análisis existentes en la actualidad en materia de formación docente, esta cuarta línea de actuación del Plan apuesta por la implementación de modelos de formación del profesorado que abran espacios compartidos con todos los agentes que intervienen en la vida socio-educativa de la población escolar: familiares, voluntariado, asesorías, inspección, autoridades locales, vecindad y otros miembros de la comunidad educativa, como vía fundamental para la construcción interactiva de significados.

Línea 5.- Coordinación y cooperación entre administraciones, entidades e instituciones

Subir

La coordinación entre instituciones a todos los niveles ha de ser entendida en sentido amplio, procurando facilitar la acción de todos los agentes implicados y su inclusión en el diálogo igualitario e intercultural, desde el rigor científico, como vía fundamental para favorecer que el alumnado pueda convivir de manera pacífica y desarrollar todas sus competencias en el entorno escolar.

Caminar en este sentido requiere, por un lado, potenciar la cooperación con los organismos e instituciones internacionales que trabajan por la convivencia pacífica, los valores democráticos y el respeto de los derechos fundamentales. Y, por otro, promover la coordinación interadministrativa, especialmente con las entidades locales, así como con el tejido asociativo y empresarial, los agentes sociales, el voluntariado y las entidades no gubernamentales que representan a la sociedad civil, los medios de comunicación social, las universidades, los centros de formación del profesorado, los equipos de orientación, los centros de recursos para la educación inclusiva y los propios centros educativos.

Esta quinta línea de actuación pretende la promoción y mejora de dicha coordinación y cooperación de manera que se pueda contribuir a que los centros educativos, mediante el ejercicio de su autonomía, su apertura al entorno y la colaboración con las familias y otras entidades, puedan implementar proyectos y actuaciones que les ayuden a mejorar la convivencia escolar.

Línea 6.- Prevención y control de incidentes violentos o de acoso en los centros educativos

Subir

Para erradicar la violencia, la intimidación, la discriminación y el acoso ha de haber una respuesta unánime y una actitud proactiva de toda la comunidad educativa. Es necesario posicionarse siempre ante la violencia, solidarizarse y apoyar a las víctimas y romper la ley del silencio.Además de las tareas preventivas generales propias de los procesos de mejora de la convivencia en los centros, es necesario poner el énfasis tanto en las medidas concretas para prevenir, detectar y actuar ante incidentes violentos en los centros educativos como en aquellas dirigidas a atender a las víctimas de violencia o acoso escolar con el objeto de reducir el impacto de las graves consecuencias que puede tener el hecho de vivir este tipo de situaciones.

Para ello es esencial contar con protocolos, estructuras y profesionales especializados que permitan, por una parte, atender a las víctimas y a sus familias y, por otra, trabajar con la comunidad educativa en general y, en particular, con los agresores y sus familias, teniendo en cuenta que la mejor forma de evitar estas situaciones es que exista un “rechazo social” generalizado hacia estas conductas y que es necesario evitar prestar más atención (aunque sea negativa) a los agresores y agresoras que a la propia víctima. En el marco de las actuaciones de prevención, detección y actuación ante situaciones de acoso o incidentes violentos es necesario tener en cuenta el discurso del odio basado en formas de expresión que propagan mensajes que promueven o incitan al odio racial, la xenofobia, el antisemitismo u otras formas de intolerancia, así como los delitos de odio, que son aquellos en los que la víctima es seleccionada por una característica o por pertenecer a un grupo (grupo étnico, religión, orientación sexual, etc.).

En esta línea se trabaja en la articulación y la ampliación de recursos y en la formación a actores escolares y perfiles especializados para la prevención y detección de incidentes de acoso y violencia en el ámbito escolar, para la atención a las víctimas, y para la sensibilización y/o formación de la comunidad educativa y la sociedad en general. Dentro de esta línea una de las medidas ya activada desde el 1 de noviembre de 2016 ha sido la puesta en marcha del teléfono unificado de atención a víctimas para prevenir el acoso escolar.

Línea 7.- Comunicación, intercambio y difusión de información

Subir

El importante papel que en nuestra sociedad juegan los medios de comunicación de masas clásicos e Internet como herramientas fundamentales para la promoción y el conocimiento público de lo que acontece diariamente, hace indispensable su consideración en el desarrollo de cualquier acción que pretenda un mínimo impacto social.

Por este motivo y ante la necesidad de situar en el debate público la importancia del cuidado de la convivencia escolar como un factor clave para el éxito educativo de los niños y las niñas así como para la prevención del ejercicio de abusos y violencia, este Plan contempla una línea de acción con la que se prevé contribuir al conocimiento y presencia pública también de sus actuaciones y resultados.

Línea 8.- Investigación y divulgación científica

Subir

En la actual sociedad existe una demanda urgente de mostrar cómo las prácticas de investigación pueden ayudar a cambiar el mundo de manera positiva. Desde una perspectiva socio-crítica, partimos de la capacidad de reflexión y autorreflexión de las personas y de la sociedad, para ir transformando el mundo en el que vivimos a través de la educación. Para ello, necesitamos de investigaciones que se vinculen a la mejora de los problemas de convivencia y nos ayuden a impulsar una innovación educativa que trasforme los centros educativos en espacios libres de violencia.

Fruto de la consideración de esta necesidad, se incorpora la investigación y divulgación científica como una línea más de este Plan, partiendo de la premisa de que “el descubrimiento científico no ha de ser de incumbencia exclusiva de los científicos porque afecta a la sociedad en su conjunto”, y apostando, por tanto, por una investigación comunicativa que incorpore en diálogo igualitario las voces de los grupos sociales implicados, poniendo en colaboración a las universidades, escuelas y demás agentes que conforman las comunidades educativas, para la elaboración del conocimiento científico.

Cerrar
Subir