Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. Blog
  3. Junio 2021
  4. Conferencia Mundial de la UNESCO sobre la Educación para el Desarrollo Sostenible

Volver

Conferencia Mundial de la UNESCO sobre la Educación para el Desarrollo Sostenible

09/06/2021

Actualidad

Categorías:

  • Entidades,
  • CC.AA.,
  • MEFP
ODs

Los días 17, 18 y 19 de mayo tuvo lugar de forma virtual la Conferencia Mundial de Educación para el Desarrollo SostenibleNueva ventana (EDS) organizada por la UNESCO, en cooperación con el Ministerio Federal de Educación e Investigación de Alemania y con la Comisión Alemana para la UNESCO, en calidad de asesora asociada. Se estableció la base de actuación de la hoja de ruta sobre el camino a seguir en la educación hacia la sostenibilidad en el marco Educación para el Desarrollo Sostenible: Hacia el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)Nueva ventana (EDS para 2030).

La hoja de ruta de la EDS para 2030Nueva ventana establece los desafíos urgentes que enfrenta el planeta y destaca la implementación del nuevo marco Educación para el Desarrollo Sostenible. El marco mundial EDS para 2030, aprobado en la 40ª reunión de la Conferencia General de la UNESCO, que tuvo lugar del 12 al 27 de noviembre de 2019, se propone construir un mundo más justo y sostenible mediante el fortalecimiento de la EDS y la contribución a la consecución de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODSNueva ventana). Además, subraya seis áreas clave de implementación: las iniciativas de los países en materia de EDS para 2030, la Red de EDS para 2030, la comunicación y la promoción, el seguimiento de los problemas y las tendencias, la movilización de recursos y la supervisión de los progresos.

El formato de la conferencia incluyó mensajes de apertura, conferencias inaugurales, sesiones plenarias interactivas, sesiones simultáneas, rondas ministeriales, talleres en línea o exposiciones virtuales que facilitaron el intercambio de ideas. Participaron cerca de 2500 interesados de todas las regiones del mundo, especialmente responsables políticos en el ámbito educativo y otros ámbitos relacionados con el desarrollo sostenible. También participaron, entre otros, profesionales de la EDS, ONG, expertos y miembros del sector privado.

En este contexto, la conferencia de mayo, que tuvo como finalidad impulsar la hoja de ruta EDS 2030 de UNESCO, arrancó con una serie de objetivos relevantes como aumentar la concienciación sobre los retos del desarrollo sostenible, en particular la crisis climática, la pérdida de biodiversidad y otros problemas medioambientales; y el papel crucial de la educación como factor clave para el logro de los ODS. Llevar a cabo estos objetivos pasa por impulsar el nuevo marco mundial de la EDS para 2030 para el período 2020-2030 y la hoja de ruta para su aplicación, que a su vez incluye garantizar el compromiso político con la EDS a través de la Declaración de BerlínPDF.

La declaración de Berlín es especialmente relevante porque recoge, entre otros puntos importantes: el compromiso de que la EDS se incorpore a toda la educación formal y no formal; el reconocimiento del papel central del profesorado y la importancia de su formación; la existencia de un compromiso para financiar la incorporación de la EDS al currículo y el diseño de un proceso de seguimiento para asegurar que se van cumpliendo los objetivos establecidos; la necesidad de colaboración con sectores diversos situando el punto de mira en otorgar liderazgo a los grupos más vulnerables, a las mujeres y a las personas con discapacidades; también se pone especial énfasis en el uso de tecnologías «verdes» que garanticen acceso universal, equitativo, seguro e inclusivo.

La declaración ha supuesto un llamamiento a la acción urgente para acelerar la sostenibilidad y la acción climática a través de la educación, para fomentar los compromisos de las partes interesadas con la EDS para 2030 (incluidas las iniciativas nacionales) y para ampliar y reforzar las asociaciones y las oportunidades de creación de redes para la EDS.

Cartel de la declaración de Berlín

Las mesas redondas ministeriales sobre la aplicación de la EDS para 2030 contaron con la participación de numerosos países entre los que se encontraba España. La ministra, Isabel Celaá, indicó la necesidad de hacer sistemas educativos transformadores, comprometidos con la sociedad, la sostenibilidad y el respeto al medio ambiente. Entre las iniciativas españolas adoptadas en este campo, la ministra destacó la nueva Ley de Educación Española (LOMLOE)BOE, que tiene entre sus principios la Agenda 2030. Esta Agenda, la Educación para el Desarrollo Sostenible y la Educación para la Ciudadanía Global se incorporarán al sistema de acceso a la función docente para 2022, y en 2025 está previsto que el personal docente haya recibido capacitación específica relacionada con la Agenda 2030. Asimismo, en todas las etapas educativas se incluirán competencias para construir sociedades más sostenibles. Se ha planificado que el 100% del alumnado consiga los aprendizajes y las competencias necesarias para acceder al desarrollo sostenible con un currículo basado en la Agenda 2030 en 2024. También la reciente Ley de Cambio Climático y Transición EnergéticaBOE recoge la actualización de los títulos de Formación Profesional, que tiene como objetivo adaptarse al cambio climático y la sostenibilidad. Isabel Celaá finalizó su intervención con la mención al Plan de Acción de Educación Ambiental y para la SostenibilidadPDF liderado por el Ministerio y el Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico (MITECO), que definirá las líneas estratégicas de trabajo a medio plazo en estos campos.

Para UNESCO, los problemas medioambientales a los que se enfrenta la humanidad hacen necesario construir un mundo más justo y sostenible reforzando la EDS y creando sistemas educativos que apoyen al alumnado de todas las edades para que sean responsables y contribuyan activamente a conseguir sociedades más sostenibles y un planeta saludable.

Como modelo de educación, la EDS no es solo una moda o una tendencia, sino una guía que nos ayuda a unir sinergias en un esfuerzo conjunto para encontrar y desarrollar soluciones. Más concretamente, en palabras de la Subdirectora General de Educación de UNESCO, Stefania Giannini, «La educación para el desarrollo sostenible no es una materia nueva […], sino una reorientación para conectar el aprendizaje con la vida, con la resolución de problemas, pensamiento crítico, colaboración y creatividad para nutrir una conciencia global, un sentimiento de responsabilidad hacia los demás, hacia el mundo que nos rodea y el planeta».

Subir

Esta web utiliza cookies propias para facilitar la navegación y cookies de terceros para obtener estadísticas de uso y satisfacción.

Puede obtener más información en el apartado "Cookies" de nuestro aviso legal.

AceptarRechazar