Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Noviembre 2020
  4. Ciudadanía Global. Una visión plural y transformadora de la sociedad y de la escuela.

Volver

Ciudadanía Global. Una visión plural y transformadora de la sociedad y de la escuela.

13/11/2020

Publicaciones

Cartel del webinario con el título

El pasado 26 de octubre tuvo lugar el webinario de la Fundación SM Ciudadanía Global. Una visión plural y transformadora de la sociedad y de la escuelaNueva ventana. Este evento se enmarca en un proyecto mayor denominado “Conversaciones sobre educación para una Ciudadanía Global con sentido”.

La Ciudadanía Global es un enfoque educativo incorporado en la Agenda 2030 a través de la meta 4.7 de los objetivos de desarrollo sostenible: “De aquí a 2030, asegurar que todos los alumnos adquieran los conocimientos teóricos y prácticos necesarios para promover el desarrollo sostenible, entre otras cosas, mediante la Educación para el Desarrollo Sostenible y los estilos de vida sostenibles; los derechos humanos; la igualdad de género; la promoción de una cultura de paz y no violencia; la ciudadanía mundial y la valoración de la diversidad cultural; y la contribución de la cultura al desarrollo sostenible”.

El webinario comenzó con la intervención de Rafael Díaz Salazar, profesor de Sociología y Relaciones Internacionales en la Universidad Complutense y coordinador del informe ¿Qué queremos decir cuando hablamos de Ciudadanía Global?. Destacó y puso en valor el enfoque de Ciudadana Mundial, subrayando la ciudadanía global activa, una ciudadanía que debe ser ecologista, humanista e internacionalista, abierta al mundo y con un marcado enfoque social. Subrayó, asimismo, la necesidad de establecer alianzas educativas para impulsar la ciudadanía global.

Después, Federico Mayor Zaragoza, presidente de la Fundación Cultura de Paz, apuntó que se necesita una ciudadanía global educada, libre y responsable, subrayando la necesidad de pasar de ser espectadores a ser actores.

A continuación, Augusto Ibáñez, director de proyectos educativos especiales SM, abundó en los componentes básicos de una educación para la Ciudadanía Global e hizo referencia a la COVID-19 para subrayar la vulnerabilidad humana que no acaba con la pandemia, sino que existen otras amenazas y desafíos como el cambio climático y la desigualdad que deben ser encarados con una visión global que permita hacer frente a estos retos. Destacó, que la educación que se necesita debe ser global y ha de poner el foco en las personas y en el planeta. Esta educación ha de cultivar los saberes y competencias globales, deber incorporar la cultura del cuidado y reforzar la ética relacional para poner en valor la educación como un bien común universal. Este enfoque solo podría ser llevado al aula a través de hábitos y rutinas que impulsen una pedagogía de la participación, aprovechando también el potencial de las herramientas digitales.

Otra de los participantes, Victoria Camps, catedrática emérita de Filosofía Moral y Política en la Universidad Autónoma de Barcelona, expuso el tema de las virtudes públicas para la Ciudadanía Global. Subrayó que sería especialmente relevante trabajar en el respeto mutuo a todos niveles como el del lenguaje. También, destacó la responsabilidad y la solidaridad como otras virtudes necesarias. Finalmente, incidió en que el aprendizaje de la virtud es un saber práctico y no teórico, recalcando que la ética de las virtudes está muy vinculada a la educación, entendiendo esta en los términos amplios de su definición y abarcando todos los ámbitos de la misma: formal, no formal e informal.

Finalmente, Alejandro Tiana, secretario de Estado de Educación, explicó cómo la Ciudadanía Global se va a insertar en el nuevo proyecto de ley educativa, acentuando que la responsabilidad de la escuela sobre la ciudadanía mundial no es única, y esta no puede abordarla por sí sola, sino que ha de implicar a toda la comunidad educativa y a la sociedad en su conjunto. Abundó, asimismo, en apuntar que la Ciudadanía Global es un saber práctico y no solo conceptual y que en el proyecto de ley se incorpora la Educación para la Ciudadanía Mundial y la Agenda 2030, además de otros temas transversales, no solo en el preámbulo de la misma, sino que se concreta en una asignatura como Valores Cívicos y Éticos. También, incidió en que se prevé dejar un espacio en la ley a los centros educativos para los aprendizajes trasversales. Apuntó, finalmente, que se va a trabajar con los docentes reforzando el conocimiento y a la formación de los mismos sobre los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) y la Agenda 2030.

Subir

Esta web utiliza cookies propias para facilitar la navegación y cookies de terceros para obtener estadísticas de uso y satisfacción.

Puede obtener más información en el apartado "Cookies" de nuestro aviso legal.

AceptarRechazar